miércoles, 20 de agosto de 2014

Se desploma un techo en el Hospital Universitario Calixto García de La Habana

Fachada del Hospital Universitario Calixto García. Foto: Hablemos Press.

Por Dr. Eduardo Herrera/ Hablemos Press.

LA HABANA, 20 de Agosto.- El techo de la sala de Observaciones de
Cirugía, en el Hospital Universitario Calixto García, sufrió el pasado
domingo en horas de la noche su segundo desplome en menos de dos
meses.

En el accidente, salió lesionado un médico --de origen peruano-- que se
encontraba como paciente en dicha sala, como consecuencia de una caída
que le ocasionó un trauma craneal. Partes del techo derrumbado le
golpearon en la cabeza. Otros acompañantes sufrieron lesiones leves.

Los médicos, enfermeras y resto del personal presente, evacuaron a los
pacientes hacia otra sala. Sin embargo, a la mañana siguiente, el
director decidió regresarlos a la del derrumbe. Concretamente, a la
zona que se conservaba intacta, sin tener la seguridad de que no
continuaran los derrumbes.

Otras salas y salones de operaciones han sufrido derrumbes similares,
algunas de las cuales se encontraban recién reparadas. Incluso, se han
dado casos en los que estos salones estaban siendo utilizados. En Cuba
no indemnizan a los afectados por experiencias como estas, tampoco
llaman a responder a los responsables.

Personalmente, en una ocasión, mientras operaba un caso urgente, hubo
un derrumbe parcial del techo del salón de urgencias, el cual había
sido estrenado hacia poco tiempo y ya presentaba filtraciones. Luego
de esto los jefes continuaron programando operaciones.

La falta de control y la indolencia hacia las reparaciones realizadas,
por parte tanto de constructores como de directivos, hacen que ocurran
accidentes como estos, que no son impredecibles. Afortunadamente, no
ha habido víctimas fatales en tales incidentes, pero sí algunos
afectados tanto física como psíquicamente, luego de tales desgracias.

Al parecer, a los directivos de Salud, solo les interesa dar cifras,
seguir mintiendo al pueblo y buscando soluciones absurdas como la que
dijo un cirujano en una entrega de guardia, a manera de jocosidad,
"tendríamos que trabajar con cascos en este hospital".

VIDEOS