viernes, 4 de marzo de 2016

Instan al gobierno a solucionar problemas de insalubridad en la ciudad de Matanzas

Juan Ortega señaló que desde hace 8 años una fosa cercana a su edificio vierte aguas negras.

Por Oscar Sánchez Madan/ HABLEMOS PRESS.

MATANZAS.- El 22 de febrero último, residentes del reparto Camilo Cienfuegos, en la provincia Matanzas exhortaron a las autoridades a limpiar varios desaguaderos, localizados en la calle 280 de esta localidad, cuyo líquido putrefacto estancado y los desperdicios que demoran en recoger, amenazan con crear problemas de salud a la población.
Juan Ortega Viera, vecino de este lugar, señaló que desde hace 8 años una fosa cercana a su edificio vierte aguas negras a la calle, a través de una zanja contaminada con orina y excremento. Este señor, de 61 años de edad, afirmó que 4 meses atrás la Empresa Provincial de Acueductos y Alcantarillados (EPAA), en un intento por solucionar el problema, colocó mal un tubo y ahora todo continúa como antes.
Este pozo, que fue construido, según informó Ortega, por los trabajadores de la EPAA, hoy está tupido, por lo que el agua se estanca.
“Cuando viene el aparato de destupir que mandan ellos una vez al año, le dan dos baquetazos y ponen cumplimos. Se van y dejan el pozo tupido otra vez. Eso lo sabe el gobierno municipal y provincial”, puntualizó.
Por su parte, Belkis Sánchez González, de 50 años, expresó que en antiguas asambleas del Poder Popular, los vecinos han planteado esta situación, pero no se ha resuelto el problema.
“La calle se llena de agua, está con lino (moho), hay peste, cualquiera se puede caer ahí”, manifestó.
Sánchez aseguró que en la actualidad, por dicha causa, los vecinos no asisten a las reuniones del Poder Popular. “Ya nadie va; nadie, nadie, por estas mismas cosas. La gente está desanimada, porque no es fácil vivir en un barrio donde te metes un mes con la calle inundada (cuando llueve)”, comentó.
La señora agregó que los residentes son afectados por los mosquitos y sienten temor de que proliferen enfermedades como el Dengue o el Zika. Declaró que en dicho reparto viven muchos niños, ancianos y adolescentes. Asimismo, llamó al gobierno a solucionar esta situación, al manifestar: “¡Por favor, resuelvan este problema que tenemos!”
Otra fuente, que prefirió el anonimato por las restricciones que ha impuesto el gobierno a la libertad de expresión, dijo que la estatal Empresa de Servicios Comunales demora en recoger la basura y “eso complica la situación”, indicó.

A pesar de la insistencia de este reportero por contactar a directivos de la EPAA, ello no fue posible. Según explicaron una empleada de la base municipal (que no se identificó) y el trabajador Juan Manuel, que se hallaba en el despacho del director en la tarde del pasado 23 de febrero, los dirigentes estaban en reuniones del Partido Comunista, o de visita por el territorio.

VIDEOS