miércoles, 20 de enero de 2016

Deforestación sin freno en Guantánamo

La poda extrema extingue los árboles en la ciudad de Guantánamo.

Por Adís Nidia Dallet Urgelles/ HABLEMOS PRESS.

LA HABANA.- Juan Toxido Zaya, residente en la provincia de Guantánamo, se queja de la poda indiscriminada de árboles que se lleva a cabo en las zonas urbanas de esa provincia.

Toxido denuncia que el trabajo corriente de las brigadas de poda es en extremo perjudicial. No sólo  cortan ramas que están próximas a los tendidos eléctricos; también despojan las que otorgan sombra a personas que acuden a los parques para descansar, estudiar y jugar.

El parque central de la ciudad de Guantánamo es uno de los más afectados. “Me disgusta mucho presenciar lo que allí ocurre. Los árboles son los pulmones de la ciudad. Sin embargo, hasta una ceiba de más de 50 años fue derribada por la irresponsabilidad de la brigada encargada de la poda”, señala Toxido Zaya.

Las autoridades competentes que atiende el ramo de la empresa de  comunales alegan que se derribó la ceiba para eliminar la acumulación de aves que  duermen  allí. El argumento es incongruente. Nadie puede siquiera imaginarse qué perjuicio causa a la comunidad que las aves encuentren cobijo en un árbol.

La fuente alegó, que desde los años 80 fueron cortados uno por uno todos los robles y caobas (aboles de madera preciosa),  que cubrían la calle de la provincia, de norte a sur.

Una de las avenidas más afectada es la del centro de la Ciudad Camilo Cienfuegos. Ahora están sembrando algunos árboles en los parques, pero no en todos, y eso me preocupa, alegó Toxido.

Y agregó: “Todo lo que digo se puede comprobar. Lo del parque central fue un escándalo. Ahí están los viejos troncos como mudos testigos. Esta provincia es la más caliente  del país y caminar por la ciudad bajo el sol es un suicidio”.

Los vecinos del lugar se  quejaron a organizaciones  que protegen el medio ambiente, e incluso a periodistas. Mas no pasa nada, la situación es la misma.


“Este medio es lo único que me queda, ya no sé a dónde dirigirme. Espero que esta vía mi queja por sirva de algo. Hasta el momento no fue escuchada”,  concluyó Toxido Zaya.

VIDEOS