miércoles, 18 de marzo de 2015

Derechos eclesiásticos usurpados en Zagua de Tánamo

Dos feligreses recogen ofrenda en una iglesia de La Habana. Foto: Luis Sánchez.

Por Widhner Jordani Ballester Cortes/ Hablemos Press. 

HOLGUÍN, 17 de marzo.- La Iglesia Católica “Santísima Trinidad”, enclavada en el casco histórico de Zagua de Tánamo, en la provincia Holguín, ya no cuenta con la amplitud que le pertenecía para realizar todas sus actividades.

Gracias al aporte de la señora Luisa Gutiérrez Masías, miembro antiquísimo de esa comunión religiosa y a la ayuda de un amigo, quien desempolvo algunos ejemplares del periódico independiente “La Opinión” y de la revista Oriente Contemporáneo, pude conocer  pormenores acerca  de la historia  de ese patrimonio el cual impone su majestuosidad por su diseño y posición.

Sus inicios se remontan al año 1796. El arzobispo en aquel entonces, Don Joaquín Osef, ordenó su construcción, atravesó múltiples etapas hasta que se logró erigir, en 1915, un momento a su fundación, pero sus tropiezos y desavenencias comenzaron a partir del año 1959, cuando llegan al poder los Castro, y se adueñan de una mini plaza colindante (para utilizarla hasta la actualidad como un área deportiva) y de otro local (destinado a aulas y en ocasiones para la Comisión Electoral Municipal).

Según lo narrado por Luisa, en dicha iglesia se efectúan actividades de acción de gracia y atención a niños que padecen de síndrome de Down, y se han efectuado gestiones de toda índole y aun no se ha logrado recuperar los locales usurpados por el gobierno a pesar de las conversaciones Iglesia-Estado.

VIDEOS