lunes, 10 de noviembre de 2014

Cómo viven los ciudadanos bajo un régimen totalitario como el cubano

Ciudadanos caminan por una calle de la capital, mientras son observados por agentes en un auto de patrullas. Foto: Luis Sánchez.

Por Juan Cordero/ Hablemos Press.

GRANMA, 10 de Noviembre.- Desde las primeras lecciones de los maestros, desde las primeras palabras leídas en los libros de lectura, a los cubanos se les inculca la obediencia y sumisión a quienes tienen el poder en el país hace más de 50 años.

Se nos hace creer que quieren el bien para la mayoría, que no tienen ambiciones propias, que no hay otros más capaces para hacer lo que ellos hacen. Y niños al fin, no tenemos la madurez para cuestionarnos los fallos evidentes de un régimen represivo y sanguinario como este.

Ya en la juventud, con los primeros encuentros amargos con las carencias –tienes un solo par de zapatos para ir a la escuela y salir a pasear, te vistes con lo poco que tienes, te das cuenta del sacrificio que hacen tus padres para poner un plato de comida a la mesa-, comienzas a darte cuenta de que el paraíso que te han hecho creer desde pequeño no es más que una mentira.

Al llegar a la adultez y observar la realidad con que se enfrenta día a día el cubano trabajador, cualquier persona con un mínimo de sentido común podría percatarse de que las cosas no andan bien, ni en la economía, ni en la política, ni en lo social. Comienzas a hacerte preguntas lógicas (que no tienen respuesta) sobre la vida en este país. Por ejemplo:

Sobre la economía: ¿Por qué los principales productos se comercializan en CUC, 25 veces superior al peso cubano, si este último es la moneda con la que se le paga al trabajador?

¿Por qué el trabajador cubano gana mensualmente un promedio de 20.00 CUC (500.00 pesos mensuales), si organismos internacionales han dicho que el promedio en América Latina es superior a los 200.00 dólares y se considera por debajo de la pobreza al trabajador que gane menos de 78.00 dólares al mes?

¿Por qué los precios son tan elevados, lo que hace que el poder adquisitivo del peso esté muy lejos de su papel como verdadero pago al trabajo realizado (Por ejemplo, un pantalón cuesta el salario de un mes completo)?

Sobre la sociedad: ¿Por qué, si se critica tanto el modelo capitalista de despidos masivos, recientemente quedaron “disponibles” (o sea, desempleados) más de medio millón de cubanas y cubanos?

¿Por qué no se les permite a los ciudadanos orientales vivir en la capital?

¿Por qué no se divulga la carta de Derechos Humanos, si es un documento que todo hombre o mujer tiene el derecho de conocer para poder defenderse de cualquier represión?

¿Por qué se divulga la hipócrita idea de que los cubanos y cubanas pueden viajar a otros países u hospedarse en hoteles, si se sabe que a la mayoría no le alcanza el dinero apenas para comer?

Sobre la política: ¿Están gobernando bien al país hombres que ya llevan más de medio siglo en el poder, cuando a todas luces el país está más atrasado, pobre y sin futuro que nunca?

¿Por qué, luego de más de 50 años como presidente, Fidel cedió el puesto a su hermano Raúl, formando una “dinastía” al estilo arcaico y antidemocrático de Corea del Norte, en lugar de darle la oportunidad al pueblo de Cuba de elegir al más apto para cambiar la triste realidad del país?

¿Por qué se tiene como “enemigo” a una nación como los Estados Unidos, que ha demostrado tener el sistema político más democrático que la humanidad haya conocido, donde todos sus hombres y mujeres gozan de libertades básicas como los juicios justos, la libertad de expresión, de religión, poder votar por su presidente, entre otras con la que los cubanos solo podemos soñar?

¿Por qué se aferra al poder un grupo de hombres que no han hecho otra cosa que destruir este país, despojar a las personas de sus propiedades y vivir la buena vida a costa de los cubanos?

¿Por qué se persigue, se acosa y se destruye a las personas que piensan, hablan y actúan diferente a este gobierno dictatorial y oprobioso al estilo de Stalin en la extinta URSS?

¿Por qué en este país no se permiten partidos políticos opositores al sistema comunista, si la verdadera democracia no es solo de unos pocos sino de todos por igual?

Al analizar todo lo anterior, no es difícil darse cuenta de que este país es gobernado por un puñado de déspotas y dictadores, que han destruido una Cuba que antes de 1959 era muy próspera y tenía un lugar privilegiado en América, junto a los Estados Unidos. Por ejemplo, aquí tuvimos el primer ferrocarril de América Latina, el primer telégrafo, el primer radiorreceptor, en fin, teníamos un destino envidiable para muchos países que hoy nos llevan más de 100 años de ventaja. Pero desde el triunfo de la “revolución”, Fidel y sus lacayos comunistas le dieron un golpe mortal a la democracia, nos llevaron a la ruina e hicieron sufrir y pasar hambre al pueblo.

Pero no perdemos las esperanzas de que esa triste realidad cambie un día no muy lejano. La Historia ha demostrado que los regímenes totalitarios caen tarde o temprano, solo los gobiernos justos y democráticos siguen adelante, llevando siempre presentes a sus hombres y mujeres, sus comodidades, sus libertades, sus derechos, su protección, sus pagos justos, su educación y salud de calidad, su derecho a viajar a otros lugares del mundo.


En fin, esperamos un futuro mejor junto a amigos como la Unión Europea y Estados Unidos, naciones que nos puede ayudar a cumplir esos sueños de libertades, justicia y democracia.

VIDEOS