miércoles, 17 de septiembre de 2014

Muerte de ciudadano alarma a pobladores de Cidra

Por Oscar Sánchez Madan/ Hablemos Press.

MATANZAS, 17 de Septiembre.- La sorpresiva muerte de Marcelo Marcial Rivero Alonso, de 47 años de edad, ocurrida durante la mañana del pasado diez de septiembre en el Hospital Faustino Pérez, de Matanzas, alarmó a los pobladores de Cidra, municipio de Unión de Reyes, localidad donde residía el fallecido.

Según informó uno de sus hermanos, durante más de tres días Rivero se mantuvo afectado por vómitos y diarrea, pero se negaba a recibir asistencia médica.

Vecinos del mismo indicaron que éste fue llevado a la instalación hospitalaria cuando sintió un fuerte dolor abdominal y decaimiento.

De  acuerdo con el dictamen médico, la muerte fue provocada por un shock séptico, afección grave que ocurre cuando una infección devastadora lleva a que se presente una hipotensión arterial (presión arterial baja) potencialmente mortal. Puede ser causado por bacterias, hongos o virus.

Autoridades de Salud Pública fumigaron la vivienda de Rivero, quien padecía de alcoholismo, y ordenaron cerrar herméticamente el ataúd en que éste fue velado.

Entre la población circularon rumores, no confirmados, sobre la supuesta presencia del cólera en la referida comunidad, los que fueron rechazados por fuentes médicas.

VIDEOS