viernes, 11 de julio de 2014

Periodista crea movimiento católico

Redacción de Hablemos Press.
LA HABANA, 11 de Julio.- El periodista y opositor cubano Mario Echevarría, ha creado un movimiento laico en homenaje al Monseñor Pedro Claro Meurice Estiú.
A continuación, exponemos el texto integro donde se plantean los objetivos de este movimiento:
Movimiento de Laicos  “Monseñor Pedro Claro Meurice Estiú.
Introducción:
Considerando el lento y complejo proceso de cambios socio-económicos que viene desarrollándose dentro de la sociedad cubana, un grupo de católicos cubanos creamos este movimiento, con el objetivo de reclamar y exigir el espacio correspondiente en esta nueva realidad.
Nos ampara el avance sostenido de la evangelización católica, cuya última prueba contundente fue la procesión de la Virgen de la Caridad del Cobre, reverenciada por millones de compatriotas a lo largo y ancho del país.
Los laicos de nuestra iglesia sentimos el deber de pronunciarnos ante la sociedad.
Características:
No somos iglesia, a ella pertenecemos; no somos partido político, porque nuestros reclamos están en el evangelio; pretendemos juntar voces en pos de los derechos que nos corresponden dentro de la sociedad, referentes a nuestra condición de laicos comprometidos.
Propósitos:
Aunar voluntades en torno a necesidades básicas de nuestra participación en sociedad:
  1. La posibilidad de la enseñanza a partir de escuelas religiosas católicas como una opción para todas las edades, con igualdad de oportunidades y reconocimiento estatal de los niveles de instrucción legalmente establecidos.
  2. Ampliar y diversificar el acceso a los medios de difusión, por ahora monopolio del Estado, implementado inclusive medios propios, autofinanciados, con estricto respeto a las leyes del país y sin menoscabo a la soberanía nacional.
  3. Promover entre los laicos creyentes la plena adhesión y cumplimiento del Catecismo de la Iglesia Católica, tal y como aparece publicado bajo la autoridad del Papa.
  4. Promover el respeto y total adhesión a la Declaración Universal de los Derechos Humanos, de la cual nuestro país es firmante.
Programa:
  • Estudios del Catecismo, su divulgación por todos los medios disponibles.
  • Reuniones en espacios libres, propios de la Iglesia, casas de familia y participación en eventos, a propósito de los objetivos planteados.
  • Divulgación de los objetivos a través de los medios de difusión.
  • Divulgación de los objetivos con la participación de activistas del movimiento los lugares donde se nos invite, dentro de los marcos legales y reglas previstas.
  • Fomento de encuentros entre laicos, favoreciendo además las actividades de inspiración cristiana y considerando su sentido de acuerdo a los propósitos de la Iglesia, tales como bautizos, bodas y demás actividades litúrgicas, con énfasis en la misa parroquial.
Consideración sobre el nombre de nuestro movimiento:
Pedro Claro Meurice Estiú (San Luis, 23 de febrero de 1932- Miami, 21 de julio de 2011), arzobispo de la provincia Santiago de Cuba durante treinta y cuatro años, se destacó por su crítica constante al régimen castrista.
Formado en el seminario de San Basilio Magno, se ordenó sacerdote en 1955, para luego con dos años de formación en Derecho Canónico en la Universidad Gregoriana de Roma.
Ocupó, sucesivamente, los cargos de canciller y secretario de Enrique Pérez Serantes, su antecesor en el arzobispado y hombre que salvó la vida de Fidel Castro tras el asalto al cuartel de Moncada. Tras fallecer Serantes, Pedro Claro fue obispo auxiliar y arzobispo de Santiago de Cuba, nombrado por Pablo VI. Ocupó este puesto durante 34 años, para luego pasar a emérito en la edad de jubilación. Le sucedió en el arzobispado santiaguero, Dionisio García Ibáñez.
Meurice Estiú alcanzó protagonismo nacional como representante de la línea más ortodoxa de la Iglesia Católica del país, al manifestar sus sentimientos para Cuba y el mundo, durante la visita de Juan Pablo II al país en 1998, en la cual el Arzobispo santiaguero se encargó de presentar la misa que el Papa ofreció en la plaza de la Revolución de esta ciudad, ante miles de personas y con la presencia del entonces ministro de Defensa, Raúl Castro. Meurice señaló ante Juan Pablo II que le presentaba:
[...] a un número creciente de cubanos que han confundido la patria con un partido, la nación con el proceso histórico que hemos vivido las últimas décadas y la cultura con una ideología. [...] Son cubanos que al rechazar todo de una vez, sin discernir, se sienten desarraigados, rechazan lo de aquí y sobrevaloran todo lo extranjero. Algunos consideran esta como una de las causas más profundas del exilio interno y externo.
Entonces, tan claro como su segundo nombre, nos dejó el legado de una frase histórica:
¡La patria es de todos!

Director del Movimiento: Mario Hechavarria Driggs.
Dirección: Calle Monte # 65, entre Cárdenas y Zulueta, 4to piso, apto 408, La Habana Vieja, Cuba. Edificio La Sortija.
Teléfonos: 053026064 (móvil), (537) 8672465 (casa).


VIDEOS