jueves, 31 de octubre de 2013

Huevos estrellados en las calles: Censo de infelicidad


Por Jaime Leygonier/ Hablemos Press.

LA HABANA, 31 de Octubre.- Al día siguiente de llegar a las carnicerías los huevos del mes de octubre -5 por persona al mes- amanecieron muchas esquinas del barrio con huevos estrellados contra el suelo.

Evidencia de que abundó una operación mágica típica de la santería y el espiritismo cubano: pasarse un huevo por todo el cuerpo para "limpiarse" la mala suerte, y arrojarlo en un cruce de caminos.

Abundancia que indica que mucha gente está tan convencida y harta de tener mala suerte que hizo el sacrificio de no comerse uno de sus cinco huevos del mes con tal de librarse de sus desgracias y enfermedades.

Y la nada caritativa idea de que arrojándolo a la calle algún transeúnte "recogerá" sus males.

El 11 de octubre, caminaba hacia Carlos III junto al garaje de Zanja, cuando me pasó un auto y desde el asiento del pasajero un hombre sacó el brazo por la ventanilla y estrelló un huevo en el pavimento.

El chofer aceleró, "se dio a la fuga" dejándonos asombrados y en carcajada a dos peatones, que comentamos la mentalidad primitiva de quienes hacen esa práctica.

A la gente le avergüenza hacerlo y salen temprano y, nerviosos de que los vean, miran a un lado y a otro antes de reventar su huevo en la esquina.

Los hombres primitivos y los antiguos vieron en el huevo un poder inexplicable por su fecundidad (ejemplo el huevo de Pascua, originario del paganismo) pero en el siglo XXI cubano..!

Una mujer de pueblo explica: "El huevo es hecho por la mano de Dios, el hombre no sabe cómo se forma dentro de la gallina, sólo lo sabe Dios; la limpieza con huevo no es para hacerle daño a nadie, es para beneficiarse; lo tiran en las cuatro esquinas, a veces- si es para quitarse enfermedad -lo tiran ante un hospital, según mande el santero, a veces ante una iglesia; lo que pasa es que hay gente que son "recogedoras", aunque no crean, y al pasar recogen lo malo; puede "recogerlo" un animal o disolverse allí. A ese que lo tiró desde el automóvil, tal vez le dieron "letra" (vaticinio) de que iba a chocar o le quitarían el carro y le mandaron hacerse la limpieza así".

Si compraran huevos "liberados" -los que venden fuera de la cartilla de racionamiento- pero no poder comprarlos por miseria y esperar a recibir los cinco de la cartilla para hambrearse más arrojando uno indica agobio.

! Gracias si solo fueran huevos!: Otros tienen más ingresos y con la moda en Cuba de las religiones de origen africano, es frecuente ver -!y oler!- en cualquier esquina una cabeza cortada y vísceras de carnero, o una gallina prieta con su lazo colorado en la pata: sacrificados a sus dioses; o dulces ofrendados.

Para escándalo de cristianos angolanos de visita en Cuba, quienes dicen que eso no se vé ni es permitido en sus ciudades de África, sino en el campo. -Como mismo jamás se vio en La Habana, excepto al pie de algún árbol de ceiba.

Si ello mejorara la mala suerte, cuya fuente es un sistema antihumano que enajena a las personas llevándolas en su impotencia para ser felices -después de haber creído en el Marxismo y adorado al dios Fidel- a creer hasta en los huevos, el cambio estaría garantizado en Cuba por tanta "limpieza".

¿Mejorará la salud en el País cuyo estado propagandiza su sistema de atención médica a la vez que lo desmantela para alquilar al extranjero a su personal?.

Y mientras propagandiza índices -como nacidos vivos- ocultó siempre el alto índice de morbilidad: los cubanos acuden y acuden al médico, pero continúan enfermos.

¿Pero esas prácticas mágicas garantizan acaso progresos en África -su cuna- y en Haití?

¿Cuba no va de mal en peor, llena de epidemias, desde que se hizo masiva la santería y los obispos católicos la colmaron de procesiones y bendiciones, incluidas las bendiciones papales de Benedicto XVI y las de los evangélicos "revolucionarios" subvencionados por el Estado?

Y ¿cómo se "limpiarán" si cada uno tira huevos, o plátanos, con sus males para que lo recoja el otro? Acabados de limpiarse ¿no recogerán el bombazo ajeno como en guerra de pasteles de película silente?

Como cuestiono religión, alguien me dirá que toda religión merece respeto; no, en realidad merece respeto como ser humano todo religioso o supersticioso honrado; pero… ¿respetar que para quitarse sus males alguien desee, o no le importe, pasárselos a otro?

Bastante inocentes son estos huevazos ;!ni hablar de la impunidad con que los empleados de los cementerios los convierten en mercados para brujos profanando tumbas para venderles cráneos y huesos humanos a los "paleros"!

Y el Estado que puede y debe recuperar esos restos que bajo su custodia no protege y que ahora sabe están en cazuelas con ramas, hierros y sangre de animales en los apartamentos de quienes el Estado conoce y tiene en listas… sencillamente se los permite.

Los hombres en tinieblas pueden ser dignos de compasión y personas buenas, pero no las tinieblas y menos si quienes las siguen no respetan a los demás y a sí mismos.

Huevos estrellados en las esquinas: No es para reír sino para llorar este censo de infelicidad, atraso, egoísmo, problemas personales-sociales insolubles y enfermedades que no cura el sistema de salud:
Obras de "la Revolución". Muestras de impotencia y de conducta asocial masivas para mejorar sus vidas juguetes del capricho de una camarilla de ancianos que sacrifican a toda una nación a sus dioses tenebrosos.

VIDEOS