viernes, 10 de mayo de 2013

Reo portador de SIDA en huelga de hambre

Por Magaly Norvis Otero Suarez/ Hablemos Press.
La Habana, 10 de Mayo.- El reo común Adelasis García Tamayo,  de 30 años de edad y declarado en huelga de hambre, corre el riesgo de morir después  de  6 días de aislamiento en una celda  de castigo de  la Unidad Especial del  VIH SIDA El Caguayo, en la provincia de Santiago de Cuba.
García Tamayo, infectado con el  VIH SIDA, inició la huelga el pasado 4 de mayo  reclamando ser atendido por un especialista, ya que ha adquirido una bacteria agresiva.
“A partir de hoy, yo me declaré en huelga de hambre demandando ser atendido por un especialista y en protesta por las malas condiciones de vida y la falta de medicamentos en este Centro”, dijo García, vía telefónica, para Hablemos Press en la noche del día 4.
Otro interno, Ángel Donato, de 22 años de edad y también  portador de VIH, confirmó la mala atención médica y la falta de medicamentos que sufren los que allí se encuentran recluidos.
“Siempre están en falta los  medicamentos”, explicó Donato,   “hace 9 días que a Adelasis le indicaron un medicamento que  se llama Fluconazol, para la bacteria que contrajo, y no hay en la Unidad ni se han preocupado por buscarlo”.
La bacteria, es contagiosa y la única medida sanitaria  qué tomaron las autoridades para evitar el contagio de otros reclusos fue  entregarle un manófono para que lo instalara cada vez que  fuera a hablar por teléfono.      
Ante el desespero por la enfermedad, y la indiferencia mostrada por  los militares y el personal de Salud, el reo acudió a la autoagresión como un último recurso para llamar la atención.
“Adelasis está dispuesto a morir, el tiene una bacteria  y  lo que el exige es asistencia médica, por eso esta plantado en huelga, ahora se  cortó las venas del brazos. Es una herida profunda. No quiere escuchar a nadie. El se quiere morir y solo tiene 30 años”, dijo con un tono desesperado Donato.
A pesar de la falta de antirretrovirales y otros medicamentos los militares impiden que los familiares le hagan llegar medicinas a los internos.
“Aquí se ven muchas cosas malas que me gustaría contarle al mundo, hace dos meses que no tomamos medicamentos porque no han llegado. Los familiares nos traen las medicinas y los guardias no las dejan pasar”, manifestó Donato.  
El interno, que refiere estar muy preocupado por la suerte de García Tamayo, citó: “No somos presos comunes, somos presos enfermos, sentenciados  doblemente, a cumplir prisión y a morir, a mi me han cambiado la terapia como 4 veces porque no hay medicamentos”.      
La Unidad Especial del  VIH Sida El Caguayo, se encuentra ubicada en el kilómetro 22 ½, de la Autopista Nacional, municipio San Luis, provincia Santiago de Cuba, unos 800 kilómetros al Este de La Habana.

VIDEOS