martes, 21 de mayo de 2013

Los asientos rotos del Latinoamericano

Por  Frank Abel García/ Hablemos Press.
 
La Habana, 21 de Mayo.- A pesar de que hace dos años el emblemático Estadio Latinoamericano fue remozado, los aficionados al beisbol, en La Habana, viven un calvario para poder disfrutar de los juegos, debido al deterioro de las sillas y el mal estado del techo.
 
“El sábado, cuando llegué e intenté sentarme en una de las sillas ubicadas detrás del banco de tercera base, ésta se rompió y fui a para al piso”, comentó Lázaro Manrique, un aficionado que dijo ser asiduo al lugar.
 
El Estadio Latinoamericano, es la sede del emblemático equipo de beisbol de la capital, “Industriales”, y tiene capacidad en sus gradas para cerca de 60 mil aficionados.
 
Manrique, dijo además que “el estadio fue reparado y pintado, pero sólo los palcos, porque las sillas y los bancos para el público se mantienen en un estado crítico. Cuando está vacío no hay problemas, pero cuando no, es un sufrimiento ver el juego cómodamente”.
 
El Latino, como se le conoce, esta ubicado en el céntrico municipio Cerro, y es uno de los lugares de esparcimiento habitual, no sólo para los capitalinos, sino para aficionados de todas partes del país, que se trasladan a la capital para ver jugar a sus equipos preferidos.
 
Francisco Duarte, otro aficionado, expresó: “No entiendo porque no lo arreglan, en cada juego se recaudan miles de pesos, y si se llena seguro son millones. El otro día vi caer un pedazo de techo, cuando un batazo de foull cayó allí”.
 
En el latinoamericano se celebran, además, juegos correspondientes a topes amistosos de la selección cubana de beisbol, pero no sólo en esa fechas, al ser la pelota uno de los símbolos del país, es común ver a muchos turistas asistir a los partidos que se realizan durante el año.
 
Duarte, expresó también: “Mira, uno va por los pasillos y todo está oscuro; quisiéramos que el Latino luzca bien, tanto por dentro como por fuera; que sea confortable, que sea barato entrar; no significa que no tengamos derecho a estar cómodos y seguros, eso también es respeto al pueblo”, concluyó.
 
La entrada, a los estadios en la isla, vale un peso moneda nacional y los palcos valen tres pesos; la duración de un juego de beisbol puede oscilar entre 3 y 4 horas; lo cierto es que hoy ver un partido en el Latino puede resultar bastante incómodo, teniendo en cuenta el mal estado de los asientos y lo extensos que pueden resultar los partidos.

1 comentario:

cubanoesdenadie dijo...

Se ha guardado su comentario.
La aparición del comentario en el sitio puede tardar unos momentos.








1 comentario
Cerrar esta ventana Ir al formulario de comentarios

1 – 1 de 1

Libertad para el opositor Roberto Hernandez Barrios,prisionero desde el 30 de marzo 2013 en la prision de Vega Grande, sin cargos e incomunicado,no le permiten la asistencia de un abogado ni tampoco.le permiten a sus familiares pasarle sus medicamentos.

¿La Historia lo Absolvera?
“El derecho de rebelión contra el despotismo, señores magistrados, ha sido reconocido, desde la más lejana antigüedad hasta el presente, por hombres de todas las doctrinas, de todas las ideas y todas las creencias. Melanchton sostiene el derecho de resistencia cuando los gobiernos se convierten en tirano.“ Fidel Castro, “La Historia Me Absolvera”

VIDEOS