jueves, 20 de septiembre de 2012

Escrito por Calixto Ramón antes de ser detenido: Madre gana batalla para operar a su hija en Cuba

Por Calixto Ramón Martínez/ Hablemos Press.

La Habana.- Después de cuatro años de un incesante batallar para operar a su hija en Cuba, Ivania Rodríguez vio sus sueños hechos realidad.

La niña Diane Yadira Arias nació el 21 de septiembre del 2008 en la oriental ciudad de Bayamo padeciendo de atresia esofágica. Fue operada cinco horas después de su nacimiento y quedó recibiendo su alimentación de dieta líquida directamente al estómago, en espera de una segunda cirugía correctiva que se fue postergando año tras año.

Esa operación ocurrió finalmente el pasado lunes.

El pasado mayo su caso fue noticia en nuestro sitio de internet  bajo el titular “La niña que espera por un milagro de la salud pública”, cuando Rodríguez dio declaraciones a Hablemos Presssobre la difícil situación en que vivía y el constante "peloteo" burocrático a que estaba siendo sometida para lograr operar a su hija.

Rodríguez contó que fue citada a por oficiales del Ministerio del Interior por denunciar su caso ante el movimiento opositor Federación Latinoamericana de Mujeres Rurales (FLAMUR).

Momentos de desesperanza

A raíz de la publicación del artículo en CaféFuerte, representantes del gobierno se presentaron en su casa para informarle que la situación de su hija sería resuelta, dijo Rodríguez.

“Hubo momentos en que me desesperé porque la cosa se dilataba y llegué a pensar que habían comenzado nuevamente con el peloteo. Pero ya estoy aquí en La Habana y tengo mucha fe en que todo saldrá bien”, dijo Rodríguez después que le comunicaran que su hija sería operada el 10 de septiembre en el Hospital Pediátrico "William Soler" de La Habana.

También destacó la atención que han recibido, tanto por el personal médico como por el de servicio.

“La atención ha sido muy buena y la preocupación de los médicos con mi hija también. Sinceramente no me puedo quejar por esa parte. La higiene también es muy buena”, señaló Rodríguez.

La operación comenzó en la mañana del lunes y se dilató por espacio de ocho horas.

“Los médicos nos dijeron que la operación fue un éxito pero que la niña tenía que ir para terapia por un espacio de 24 horas para observar cómo reaccionaba”, dijo la madre a cuatro de sus familiares que esperaban para saber el resultado.
Con $7 dólares al mes

Aunque se muestra muy contenta con la operación a su hija, Rodríguez añadió que aún le quedan otros problemas que la golpean.

“Yo vivo en la extrema pobreza, pero lo que más me golpea es que no tengo una batidora para elaborar los alimentos de mi hija y un frío [refrigerador] para conservar los medicamentos y la comida. Mi esposo es impedido físico y solo recibe una pensión de 175 pesos  en moneda nacional mensuales [equivalente a $7 dólares]", señaló la mujer.

A raíz de una queja que formuló al Poder Popular de la provincia Granma, se realizó una investigación socioeconómica a su domicilio y se pudo comprobar que la vivienda sólo cuenta con un baño, una sala y un cuarto compartido con la cocina, donde se exponen al  combustible (keroseno) utilizado en la elaboración de los alimentos.

El hogar dispone de un escaso mobiliario y equipos electrodomésticos. A pesar del informe enviado por la Dirección Provincial del Trabajo en Granma, las autoridades dijeron que no podían darle solución a su caso.

“Ahora que estoy en La Habana, aprovecharé para poner una queja en el Consejo de Estado, para ver si ellos pueden hacer algo por mí ya que en mi provincia, alegan que nada pueden hacer”, expresó Rodríguez.

Nota a los lectores en Cuba: El autor de esta nota se encuentra detenido desde el domingo 16 de septiembre del 2012. Fue el primero en reportar la epidemia de cólera en Manzanillo.

VIDEOS