viernes, 10 de septiembre de 2010

Hijas de dos disidentes cubanos no son aceptadas al iniciar el curso escolar

Roberto Arsenio López Sánchez y Enrique Piñeiro Azahares. Foto: Archivo de Hablemos Press.



Por Roberto de Jesús Guerra Pérez/ Hablemos Press.

robersm2007@gmail.com



Ciudad de La Habana, 9 de agosto.― Roberto Arsenio López Sánchez, ex profesor de educación física, miembro del Colegio de Pedagogos Independiente de Cuba, y Enrique Piñeiro Azahares del Consejo de Relatores, denunciaron que sus hijas no fueron aceptadas en las respectivas escuelas, al iniciar el curso escolar.


Roberto Arsenio, explicó, que Maité López Sánchez, su hija, fue desvinculada del policlínico municipal Juan Gualberto Gómez, ubicado en el municipio Los Arabos en Matanza, donde realizaba las prácticas.

Asegura Roberto Arsenio, que Maité, cuando se presentó en la dirección de Salud Publica, la directora le dijo que para ella no había reubicación.

“Al acudir a la universidad, donde cursaba los estudios superiores de su carrera como técnico medio en optometría, también le informaron que si no se encontraba trabajando no podía seguir el curso para licenciarse, agregó Hablemos Press, el pedagogo.

Por su parte, Enrique Piñeiro Azahares, desde Manzanillo, Granma, declaró que Claudia Piñeiro Lorente, estudiante de la Escuela Nacional de Gimnasia Rítmica en La Habana, “no fue aceptada por bajo rendimiento, dijo Lidia, la comisionada nacional”.

“Sabemos que eso no es cierto, pues a estado durante cuatro años participando en eventos con mas de 15 medallas y nunca había sucedido nada. La mano de la seguridad está allí pues no hemos dejado de trabajar en la defensa de los derechos humanos”, acusó Enrique Piñeiro por teléfono.

Roberto Arsenio y Enrique Piñeiro son miembros activos de dos organizaciones que defienden los derechos humanos, y están en contra del régimen castrista.

Claudia Piñeiro Lorente tiene 13 años de edad y Maite López Sánchez, 19.

Una vez más el régimen castrista demuestra a la comunidad internacional, que su lema puesto en una pared de la Universidad de La Habana, y que dice “La Universidad es solo para las “revolucionarios”, se cumple.

1 comentario:

Unknown dijo...

Ellos pueden quitarle la escuela el trabajo y la salud al pueblo pero cuando un padre decide no mandaron a sus hijos a sus escuelas por que la educasion es una mierda en cuba los meten preso 4 años como se entiende esto ?

VIDEOS