martes, 1 de diciembre de 2009

Teatro pin pan pun

Estudiantes de la Universidad toman alcohol antes de golpear a disidentes en G y 23 el pasado 20 de noviembre.


Por Alex Eduardo P de la Cruz, Estudiante Universitario.


La Habana. —Tenía la televisión encendida y programada el canal Cubavisión. Mientras me bañaba escuchaba las noticias. Una me llamó mucho la atención porqué sabia que era una patraña inventada nuevamente por los periodistas de la oficialidad y le preste interés.

Según este medio de desinformación, el pasado sábado 20 de noviembre mientras se celebraba una actividad organizada por la FEU, grupos de “contrarrevolucionarios” irrumpieron en dicha celebración y se llevaron una rápida respuesta de parte de “jóvenes universitarios y pueblo en general, que una vez más dieron su paso al frente y salieron a defender a la revolución de estos mercenarios, vende patria y gusanos al servicio del enemigo”.

Le puse atención de que se trataba, salí a medio enjabonar con la toalla amarrada a la cintura, para poder ver al final de la obra teatral. Los nombres del guionista, el director y los actores principales del reparto.

Pude escuchar las palabras del estudiante universitario Periquito Pérez y otro que dijo ser de la CUJAE, tanto estos dos infelices como los otros, hicieron gala como de costumbre de malas actuaciones, en los estudios centrales del ICRT. Más de un maestro de larga trayectoria actoral de nuestro país, criticó la forma de desenvolverse y mal utilizar las expresiones faciales que no se correspondían con el contenido del guion, ni con la atmosfera que rodeaba la filmación.

La baja calidad actoral así como los tristes y repetidos guiones de mala muerte escritos no por un profesional del género sino por algún agente del DSE, que estaba de guardia ese día, aburrieron hasta el bostezo como nos tienen acostumbrados.

Este teatro bufo solo provoca risas en los televidentes, pues ese es su objetivo, además nadie es tan estúpido de creerse las mismas mentiras siempre, (te conozco bacalao aunque vengas de medio lao).

¿Hasta cuándo van a seguir diciendo las mismas cosas, utilizando los mismos métodos? ¿Acaso ya se quedaron sin argumentos?

Los dinosaurios del PCC esperan que sus secuaces saquen un conejo del sombrero, o un as debajo de la manga, algo nuevo, pero nada de nada, lo mismo de siempre y más de lo mismo. Derrota, decadencia, repetición, eso fue todo lo que se pudo apreciar en esta ultima transmisión televisiva.

Ahora bien, el jueves 19 de noviembre un jefecito de medio pelo de la FEU y la UJC, haciendo carrera en esto de la Gestapo juvenil, se presentó en algunas aulas universitarias interrumpiendo turnos de clase, solicitando apoyo en la masa estudiantil para dar un golpe rotundo a la “contrarrevolución”. Según sus propias palabras, después del mismo discursito de toda la vida, explicó que el llamado era para la calle G, donde “contrarrevolucionarios” realizarían una protesta de un momento a otro, por lo que se había tomado la decisión de realizar esta actividad de celebración por varios días para cuando los “mercenarios” aparecieran caerles a palo limpio.

Siempre están los que ven en oportunidades como estas, una ocasión para desahogar todo ese odio inculcado contra el prójimo desde la tierna primaria. Y como perros Stamford entrenados para estos menesteres, a la orden de atack. Estos caninos ejecutan de memoria lo que se les enseñó. Aunque muchísimos entre los que me encuentro yo no accedimos a tamaña bajeza. Si hubo muchos que les agrado la propuesta. Total estos tontos útiles solo querían un poco de diversión y al final permiso para golpear.

Después me enteré que todo había sido porque Reinaldo Escobar, esposo de Yoani Sánchez, la bloguera, que fuera golpeada por un agente de la policía política, había citado a este abusador para la calle G, donde intercambiarían criterios, además de pedirle explicaciones por los golpes que había sufrido su esposa.

Entonces se levanta el telón y comienza la puesta en escena. Todo se tergiversa y la televisión estatal da su versión 180 grados alejados de la realidad. Lastima para ellos que este secreto a voces es conocido por tantos y tantos, por lo que de nada les sirvió maquillar con el viejo truco de la celebración casual y aparecen los revoltosos. Luego el pueblo da una rápida respuesta y colorín colorado este cuento se ha acabado.

Pero nada más alejado de la realidad, porque los perdedores en esta historia no son Yoani ni su esposo, es el régimen y esos que se prestaron al juego que no son dignos de llamarse cubanos. Estos ciudadanos de Sodoma y Gomorra no ven ni quieren ver, lo que un ciego podría describir con pelos y señales. Como la sospechosa coincidencia de que cada vez que la disidencia planea una protesta pacífica, casualmente siempre existe en el mismo lugar una actividad de la organización de pioneros José Martí, la FEEM, la UJC, la FEU, etc.

Mi último comentario es para Periquito Pérez, no sé cómo puedes dormir tranquilo sabiendo que eres utilizado para golpear personas que tienen mucha más dignidad que tú, ya que no se someten como lo haces tú y todos los que son como tú, así como toda la chusma que salió a gritar, lanzar piedras y golpear a personas indefensas que no hacen otra cosa que reclamar y luchar por los derechos de una Cuba nueva, lejos de esta dictadura decrepita liderada por ancianos, cosa que ni tú, ni tus amiguitos se atreven a hacer, pues no tienen C……, como si los tienen todos estos valientes, si valientes ellos que no bajan la cabeza ante el opresor de turno, valientes ellos que escriben lo que tú no te atreves, valientes ellos que se enfrentan a un régimen de oprobios como diría Echeverría, el mejor presidente de la FEU que ha conocido esa antes heroica organización, y que hoy fornica con el régimen a los ojos de todos, sin que tú que integras las filas de ella digas ni pio. Valientes esos que se arriesgan a largas condenas por solo pedir libertad, mira tú que contradicción, piden jama como Pánfilo y prisión, piden libertad, y palos y prisión, piden derechos y los privan de él, piden cambio y todo sigue igual, pero recuerda que ellos también son cubanos y tienen todo el derecho del mundo a expresarse, si hubieras tenido algo de dignidad no hubieras dado ese paso al “frente”, que para mí es un retroceso en la evolución de la especie humana, por lo que hoy tú, como el otro experimento de la CUJAE, son el vivo retrato de lo que ese grande como José Ingenieros llamó: EL HOMBRE MEDIOCRE.

Recuerden experimentos que ustedes son cada vez menos populares, para no decir cada día mas odiados entre sus compañeros.

Mis respetos para las víctimas de esta falacia que aunque sabían lo que le esperaba no titubearon demostrando valentía, hermandad, rebeldía, compañerismo y tantas mas, de las cuales tanto carecen esos de pésimo gusto que pudieran aplaudir esta última obra titulada PIN PAN PUN.

No hay comentarios:

VIDEOS